VOLVER

Feromonas

De Wikipedia, la enciclopedia libre

Las feromonas son sustancias químicas secretadas con el fin de provocar un comportamiento de atracción sexual determinado en otro individuo de la misma especie. Son por tanto un medio de señales cuyas principales ventajas son el gran alcance y la evitación de obstáculos, puesto que son arrastradas por el aire.

Viene del griego y significa "llevo excitación". Algunas mariposas como la Saturnia pyri son capaces de detectar el olor de la hembra a 20 km de distancia.

Muchas especies de plantas y animales han utilizado diferentes aromas o mensajes químicos como medio de comunicación y casi todas utilizan uno o varios códigos por este medio, tanto para atraerse sexualmente como para otros fines. Estas sustancias tienen además la particularidad de inducir cambios en el comportamiento de los individuos que tienen contacto con ellas.

 

Humanos

Actualmente, se conocen dos vías olfativas separadas: olores normales y feromonas. La vía de olores normales proyecta en el sistema nervioso, sistema límbico y amígdala. La vía de las feromonas proyecta en el órgano vomeronasal, bulbo olfatorio secundario, amígdala e hipotálamo.

Uno de los casos más estudiados y explicados es el de sincronización del ciclo menstrual de mujeres que conviven en un mismo ambiente.

En el antiguo Egipto, se ha reconocido el uso de feromonas para la fabricación de perfumes. Este era fabricado a base del sudor de hombres seleccionados para este trabajo y depositado en tinajas para luego ser mezclado con fragancias. Al parecer, los egipcios habían descubierto que el sudor contenía sustancias afrodisíacas para el ser humano, sobre todo sudor de personas sanas físicamente y vigorosas.

Las feromonas en las abejas

Las feromonas en las abejas se producen en glándulas especiales y actúan a través del olfato por regla general. Las obreras también las tienen. Son especialmente conocidas las glándulas de Nasanov, bajo el abdomen, que emiten las feromonas de alarma. Las avientan levantando el abdomen y batiendo las alas.

Algunas feromonas pueden funcionar por intercambio oral. La reina las emplea para controlar a las obreras y, en el vuelo nupcial, para atraer a los machos. Estimula la agregación en los enjambres, impide la construcción de celdas realeras, transmite su presencia, lo que mantiene la tranquilidad de la colmena, promueve la recolección de néctar.

Hay feromonas producidas por glándulas mandibulares que impregnan el cuerpo y son recogidas por las obreras con la lengua, y así las transmiten para generalizar el conocimiento de que la reina está presente.

Las feromonas que inhiben la construcción de nuevas celdas realeras (las que sirven para criar nuevas reinas) se producen en glándulas tarsales (en las patas).

Las feromonas en las hormigas

Las hormigas basan su compleja organización social en las diferentes feromonas que transmiten, que se pueden agrupar en diferentes tipos.

Feromonas de organización social. Se transmiten por vías digestivas, ya sea por la boca (estomodeal) o por el ano (proctodeal). A esta transmisión se la denomina Trofalaxis. Son la base de la organización social, y con ella se puede transmitir diferentes tipos de información, como los niveles de alimento, o las necesidades de la reina.

Feromonas de casta. En el proceso de desarrollo se presentan diferentes castas según su alimentación. Las obreras "alimentan" a las larvas con la feromona, según sea el requerimiento del hormiguero. Si se les aporta la feromona por 2 ó 3 días, de esa larva surgirá una obrera, mientras que si se le aporta por 5 días, surge una soldado, y con más de 12 días, una princesa. En todos los casos son hembras, pero en el caso de la obrera y la soldado, las gónadas están atrofiadas. Los machos en estos casos se producen mediante la no fecundación del huevo, lo que les convierte en seres producto de partenogénesis.

Feromonas disparadoras. Se trata de sustancias olorosas transmitidas al medio. Se pueden diferenciar cuatro tipos de éstas.

 

MATERIAL EXTRAIDO DE http://es.wikipedia.org/wiki/Feromonas

 

website statistics